22.1 C
Caracas
viernes, 21 junio, 2024

Médica venezolana deja huella en la salud de la comunidad migrante de Nueva York

La médica venezolana aceptó en su consulta privada a migrantes que solo poseían seguros del Estado, que apenas paga el 20 % de la cantidad que cubre el seguro comercial. Esto la llevó a evaluar aspectos importantes a los que se enfrentan sus colegas y a dar soluciones por medio de sus proyectos Delmont Medical Care, Delmont Healthcare Consultants y Access Salud

-

Caracas.- En la ciudad de Nueva York (Estados Unidos) la comunidad migrante de diversas nacionalidades se topa con dificultades para acceder al sistema de salud. Ante esta realidad, la médica venezolana Jacqueline Delmont se ha propuesto ofrecerle alternativas para que pueda acceder a citas médicas, exámenes y tratamientos.

Delmont, nacida en La Guaira, se formó en la Universidad Central de Venezuela (UCV), pero terminó su residencia en Estados Unidos, una acción que fue alentada por sus profesores universitarios. Llegó a un hospital en el Bronx, Nueva York, donde acudían pacientes de la comunidad latina. Poco a poco la médica se dio cuenta de que quería buscar una forma de ejercer de forma más independiente.

Médico venezolano en Florida es pionero en operación innovadora de cardiopatías 

Al conocer a la doctora Perla Tate, tuvo la oportunidad de establecer su propia consultorio, donde recibía migrantes que llegaban con seguros subsidiados por el estado, pese a que estos pagaban mucho menos que un seguro privado. Aun así, era una forma de contribuir con los migrantes que no tenían acceso a otras opciones.

«Yo quería ver pacientes, y con el paciente latino me sentía mucho más cómoda. Si bien hablo perfecto inglés, me encanta hablar en español y sentía una gran necesidad de hacerlo. Yo decidí aceptar los seguros subsidiados por el Estado, a pesar de que mi consultorio era privado y muchos doctores de consultorios privados no aceptaban estos seguros porque pagaban 20 % de lo que pagaba un seguro comercial«, expone Delmont.

«A mi consulta llegaba gente que preguntaba, por ejemplo, si podía verle a la mamá, que está llegando de Santo Domingo y no hay ningún doctor que hable español, y tiene diabetes y tiene este seguro —continúa la médica venezolana—. La verdad es que ni sabía mucho qué significaba ese seguro».

Poco a poco, la venezolana se fue llenando de pacientes, en su mayoría latinos que solo podían acceder a los seguros del Estado, por lo que la doctora comenzó a implementar alternativas para manejar un alto volumen de pacientes con pocos ingresos.

«La solución fue armar un equipo de gente que pudiese hacer parte de lo que yo estaba haciendo, lo que tradicionalmente el médico siente que solo él puede hacer, pero que realmente son actividades que la puede hacer cualquier persona que esté preparada», sostiene la médica.

Delmont comenzó a delegar actividades para poder centrarse netamente en la consulta de sus pacientes. Destacó la importancia de optimizar el tiempo y los recursos, y centrarse en actividades que generen ingresos, como atender a más pacientes. Reconoció que las largas comunicaciones con aseguradoras consumen tiempo valioso, por lo que priorizó tareas más rentables.

Visa para trabajar en EE. UU.: tres opciones a las que pueden acceder venezolanos

También habló sobre el uso de incentivos económicos provenientes de los mismos seguros del Estado. Estos ayudaron a fomentar la participación de los pacientes en procedimientos médicos preventivos, como mamografías o colonoscopias.

Actualmente, Delmont es fundadora, presidenta y directora ejecutiva de Delmont Medical Care y Delmont Healthcare Consultants. Además, su compromiso con la comunidad del sector salud se refleja en la creación de Access Salud, con oficinas en Caracas, para prestar gestión operativa que proporciona apoyo administrativo a sus consultorios.

La médica venezolana no solo logró abrirse camino en el mundo de la salud al emprender con sus conocimientos, sino que también formó parte de las jornadas de vacunación para el COVID-19 en el estadio de los Yankees. Adicionalmente, ella y algunos de sus colegas reunieron suministros para enviarlos a su país durante la época del confinamiento debido a la pandemia.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR


Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas del país visitan El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para ellos somos la única fuente de noticias verificadas y sin parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso te pedimos que nos envíes un aporte para financiar nuestra labor: no cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y hagan una contribución económica que es cada vez más necesaria.

HAZ TU APORTE

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a